El tiempo lo cura todo

7:07 Pat Casalà 4 Comments


¡Buenos días! Nublado, triste y algo melancólico… Así me he despertado hoy, pero intentaré cambiarlo en unos minutos… Lo intentaré… Es que me he dormido y ahora tengo que correr.
El tiempo avanza y mi cabeza asienta algunos aspectos de la realidad. Necesitaba este impás sin esperas, sin expectativas, sin momentos de angustia por las noticias que no llegaban. Creo que mi mundo estaba patas arriba y no lograba centrarme por mucho que lo intentara.
Mi forma de ser a veces es un obstáculo para avanzar con serenidad. Soy de las que cuando se marcan un objetivo caminan hacia él con paso firme y constante, con una única meta en mente, dándolo todo. Y hay veces en las que no se puede llegar a la cima por mucho que te esfuerces, entonces sientes que todo se desmorona a tu alrededor.
Cuando hace tres meses me decidí a bajar los quilos de más que los meses de inactividad me regalaron me marqué una meta plausible, fui a un médico y me puse manos a la obra. ¡No me he saltado el régimen ni un día sin autorización! ¡Y he bajado los nueve quilos y medio en un tiempo récord! Ahora me toca mantenerme…
Me encantaría que todo en la vida fuera igual: definir dónde se quiere llegar, trabajar duro y conseguirlo. Pero no siempre es así, por mucho empeño que le imprimas a tu día a día.
Llevaba diez años soñando, trabajando con un horario fijo de escritura, con una estructura marcada y unos objetivos demasiado altos. Estos dos meses de tranquilidad, de no esperar a que sucediera algo maravilloso, de no sentir la necesidad de consultar el email cada diez segundos me han abierto los ojos en muchísimos aspectos.
A pesar de los consejos y de las impresiones de mi entorno creo que hay cosas que yo misma he medido mal, aunque las circunstancias me hayan abocado a ello, incluso pienso que me equivoqué en algunos pasos, pero ahora ya no se puede retroceder, así que me toca mirar hacia delante con ilusión, seguro que encontraré otro camino para llegar al mismo sitio.
El ascenso en la empresa ha significado un aumento considerable de carga de trabajo, mis horas de escritura se reducen cada día más, mi cabeza deja de crear durante muchísimas horas y ya no piensa tanto en ver los libros editados. Ahora siento que mi mundo gira hacia las ciencias, que las letras se desdibujan, que la vida está llena de cosas maravillosas que todavía me quedan por descubrir.
La nueva novela avanza en mi mente. No tengo tiempo para traspasar las ideas al papel, pero sí que van creando un puzzle de piezas desperdigadas en mi interior. Eso me gusta, me reporta una libertad absoluta para conducir la historia hacia el lugar que me apetezca, para cambiar situaciones, para vivir en la piel de otro… Mis protagonistas se definen lentamente, escucho sus pensamientos, sus angustias, sus ilusiones… ¡Ahí es donde me quiero quedar! ¡En la creación!
¡Feliz día! J

You Might Also Like

4 comentarios:

  1. Feliz día para ti también Pat!! Enhorabuena por el tesón que acompaña tu vida. Encuentra ese otro camino para llegar al mismo sitio, y que sea una senda que te permita mimarte. Un besin

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Mil gracias Anuca! ¡Te deseo unas felices fiestas!

      Eliminar
  2. Espero que hayas tenido un buen día.
    ¡Suerte y ánimo!

    ResponderEliminar